Información General

Este Blog va dedicado a todos los amantes de la Arqueología y Castellología alicantinas, y en especial a todos los alicantinos, para que aprecien y disfruten de nuestro Patrimonio Histórico y Cultural, que es mucho.

En él no sólo podrán ver los castillos, fortalezas y torres propiamente dichos, sino que nuestro catálogo de Castillos de Alicante incluye todas las fortificaciones de carácter militar y/o defensivo, a través de la Historia de Alicante, desde la Prehistoria hasta nuestros días.

Si es de vuestro agrado, nos sentimos contentos y nuestro trabajo no habrá sido en vano.

Gracias por vuestra visita...

Ximo García Rico

Elda, Septiembre de 2.013

viernes, 14 de febrero de 2014

Torre de La Vallonga (Alicante) CA-039


Localización:

 Entre los confines de los términos municipales de Alicante y San Juan, existe una zona denominada la Partida de la Condomina, zona de huerta antigua que en la actualidad ha sido en la mayoría de su extensión absorbida por las modernas urbanizaciones de la Paya de San Juan, y en las que existen una veintena de torres vigía y de defensa, muchas de ellas abaluartadas, en muy distintos grados de conservación. Algunas desaparecidas por completo, otras en estado de semirruina y las más, afortunadamente, en un excepcional estado de conservación. Son las llamadas “Torres de la Huerta”, con un alto interés cultural e histórico de la provincia de Alicante. Algunas de ellas se sitúan fuera de estos límites, pero se consideran parte integrante del sistema de defensa de la ciudad del Alicante.

 Hay que hacer constar que existe otra torre llamada Vallonga en las cercanías de la población de Relleu (Alicante), que presentaremos también.

Localización en Google Maps

 Es el caso de la Torre de Vallonga, también llamada Torre Burgunyo, que se sitúa en la partida rural del mismo nombre en la salida de la autovía de Madrid, al sur de la misma y del polígono industrial que allí se encuentra. Para llegar hasta ella, es necesario tomar la salida de la autovía frente a las instalaciones de Seur Alicante. Bajando por la avenida hasta el final, encontramos la entrada de la finca de la Vallonga, donde está ubicada la torre.

Localización en el mapa topográfico

 Historia:

 La partida de la Condomina se ha caracterizado, ya desde época lejana, por el establecimiento de población en numerosas villas dispersas, que en la mayoría se mantienen en la actualidad y que se comenzaron a construir tras la desaparición de la ciudad romana del Tossal de Manises.

 Algunas, más cercanas al mar, tenían como misión formar una red de alerta rápida para dar aviso de la proximidad de los enemigos al castillo-fortaleza más cercano, que presumiblemente sería el de Santa Bárbara, en Alicante. Otras, situadas más al interior, formarían parte integrante de la masía a la que pertenecían, constituyendo lo que en el Maestrazgo valenciano se conoce como “masía fortificada”, haciendo que la defensa de las mismas se realizase de forma autónoma, en la que la defensa de ellas se basaba en una gran torre de recia construcción en la que los miembros que formaban dichas masías se refugiaban de los ataques hostiles.

 En cualquier caso, no hay que olvidar que el margen de las tensiones entre comunidades cristianas y musulmanas después de la expulsión de los moriscos a principios del siglo XVII, los factores de inseguridad se mantuvieron hasta algunos siglos después. Los ataques berberiscos a la costa alicantina se mantuvieron hasta bien entrado el siglo XVII y, posteriormente, la amenaza de la flota de guerra francesa estuvo presente durante la Guerra de los Treinta Años. Además, el bandidaje, oculto en las cercanas montañas alicantinas, también tuvo su incidencia en el mantenimiento de estas casas fortificadas.

 Son pues, un excelente ejemplo de arquitectura militar-defensiva adaptada a las circunstancias sociales de estos siglos y se tiene conocimiento de que al menos existieron unas 30 torres, de las cuales muchas de ellas, las 26 que  presentamos aquí, están debidamente catalogadas, mientras que otras han desaparecido por completo, como la Torre Maimona o la Torre Teresa.


Su construcción data de los últimos años del siglo XVII, o comienzos del XVIII, en una época en la que casi no existía amenazas de piratas berberiscos, aunque de todas formas fue fortificada.




Escudo de la ciudad de Alicante

Estado actual:

  La Torre de la Vallonga, también conocida como Torre de Burgunyo, se ubica en una parcela rústica en el extremo sur del Polígono del Pla de la Vallonga, en la numeración parcelaria nº 160-165, a la salida de Alicante en dirección Madrid, por la autovía. El conjunto arquitectónico lo constituye la casa-torre y sus anexos agrícolas, rehabilitados como un Restaurante en la actualidad.


 La casa, conformada en planta por la adición de varias piezas cúbicas, gira en torno a la torre adosada, de planta rectangular de 10,00 x 8,00 m. y volumen prismático, que se adelanta de la fachada sur recayendo al jardín, y elevada en un plinto troncopiramidal, que cuenta con cinco niveles o pisos, más un aljibe enterrado, de los cuales los dos inferiores se sitúan dentro de la vivienda.

 Tres niveles, con escalera y estancias, y un torreón sobresalen de la casa, que se organiza en dos plantas y vestíbulo con arco intermedio y entrada con escudo nobiliario y reloj de sol.

 En la planta baja están los salones y la cocina, y en la planta piso las habitaciones. Tiene adosada una capilla y conecta con las dependencias agrícolas antiguas.

 Adosados a la casa por la esquina NO, en contacto con la cocina, está la antigua nave de dos plantas, del siglo XVIII, de tres crujías con pórticos de arcos de medio punto y cubierta a dos aguas.

 El origen de la torre puede que se remonte a los tiempos de la Reconquista ó de los Austrias, aunque esto no está confirmado. En el año 1.779, el propietario de la finca utilizó el sistema de asentamiento denominado “eufiteusis”, acogiéndose a un antiguo privilegio del rey Alfonso II del año 1.329. Por este procedimiento se fundó el Poblet de Burgunyó, de su fundador, y constaba de la casa-torre señorial a las que se anexionaron las construcciones agrícolas y unas 15 viviendas para la servidumbre.

 Actualmente, y con la intervención de sus actuales dueños y la fundación de un Restaurante, la finca y torre se encuentran en un excelente estado de conservación.

Galería fotográfica:








No hay comentarios:

Publicar un comentario