Información General

Este Blog va dedicado a todos los amantes de la Arqueología y Castellología alicantinas, y en especial a todos los alicantinos, para que aprecien y disfruten de nuestro Patrimonio Histórico y Cultural, que es mucho.

En él no sólo podrán ver los castillos, fortalezas y torres propiamente dichos, sino que nuestro catálogo de Castillos de Alicante incluye todas las fortificaciones de carácter militar y/o defensivo, a través de la Historia de Alicante, desde la Prehistoria hasta nuestros días.

Si es de vuestro agrado, nos sentimos contentos y nuestro trabajo no habrá sido en vano.

Gracias por vuestra visita...

Ximo García Rico

Elda, Septiembre de 2.013

sábado, 28 de septiembre de 2013

Castillo-Fortín de Salinas (Alicante) CA-144


Localización:

El Castillo-Fortín de Salinas, también llamado Castellet de Salinas, está enclavado en la cumbre de un pequeño cerro adelantado de la Sierra de Salinas, al NO del núcleo urbano de esta población alicantina, perteneciente a la comarca de L´Alt Vinalopó.

Localización en Google Maps

 Para llegar hasta el lugar hay que tomar un camino a nuestra derecha, en las afueras de la población, y en la misma carretera que se dirige hacia Monóvar y Pinoso, que nos lleva hacia la Ermita de San Isidro. Antes de llegar a ella, a mano derecha, está el mencionado cerro y en su cumbre el fortín islámico-medieval.

Localización en el mapa topográfico

Historia:

  Ante la evidente falta de vestigios arqueológicos que demuestren su origen, hay que remontarse a los documentales para saber que se trata de una primitiva construcción almohade, que imaginamos estaría ubicada muy cerca de los restos visibles de la actualidad, por cuanto en 1.296, Jaime II manda a Joan Goterris, almugatén ( jefe de almogávares) que se había apoderado de la torre, a darla en posesión al caballero Ferrán Garcés de Roda.


 Posteriormente, en 1.361, Pedro IV de Aragón entrega algunas heredades, entre las que se encuentra Salinas, a Doña María Ximenis de Perencisa, heredera de D. Joan Ximenis, aunque con el compromiso de entregar esta heredad de Salinas a Francesc Enric.

 Ante la negativa de aquella a ceder la heredad, Pedro IV ordena en 1.367 al gobernador del reino de Valencia a que haga efectiva su orden, pasando a manos de los herederos de Francesc Enric.

En el año 1.424 , el lugar de Salinas, junto a las baronías de Elda, Petrel y Aspe, fueron adquiridas por la familia Pérez de Corella. Ximén, cabeza de esta familia de estirpe castellana, fue nombrado en 1.448 por Alfonso V con el título de conde de Cocentaina, pasando estas propiedades a la casa condal.

 Esta fortaleza, junto con el Castillo de Pedra, de Sax, pasaron a manos de Joan Roig de Corella, III conde de Cocentaina, por la ayuda prestada por su padre  a la causa real de los Reyes Católicos en el conflicto de éstos con Diego López Pacheco, marqués de Villena.

 En mayo de 1.492 se intercambian las alcaldías de la torre de Salinas y el castillo de Sax, por la cual Perot Luis de Fluviá, hijo del alcaide de Sax Juan Luis de Fluviá, es nombrado nuevo alcaide de Salinas, y el hasta entonces alcaide de Salinas, Juan de Pamplona, pasa a la alcaldía de Sax. Para realizar este intercambio, se hizo un documento de recuento de todos los objetos existentes en la fortaleza de Salinas, entre los que se encontraban diversas armas, especialmente ballestas de la época, así como diversos utensilios de cocina y varias tinajas. 

Ello hace pensar que los restos actuales no se corresponden exactamente a la totalidad del recinto del fortín, y que lo existente es una pequeña parte de lo que fue esta fortaleza medieval.
Escudo de la población de Salinas

Estado actual:

 Lo que queda en la actualidad de este castillo-fortín  es un recinto de planta más o menos rectangular, adaptada a los desniveles del terreno. Tiene una longitud de unos 19,60 m. de longitud por unos 15 m. de anchura, asentado sobre una superficie rocosa de acusada pendiente.


 Se distinguen varias construcciones realizadas en mampostería irregular recibida con mortero de cal, con tres cubos esquineros de reducidas dimensiones. El primero, en el ángulo NO., es de planta cuadrangular y situado en la misma cumbre del cerro, con una pequeña estructura asociada que pudiera haber sido el aljibe. Los otros dos, en el extremo Sur, hacen de torres esquineras, una de las cuale sobresale unos 3 m. respecto al plano de la otra.

 No se observan indicios de la entrada a la fortificación, que seguramente estaría en altura, dando la sensación de que la construcción se hubiera paralizado tras la realización de la cimentación de mampostería y sobre la que después se levantaría el resto del edificio.

 Se trata, pues, de una construcción posiblemente islámica en origen, a la que posteriormente a su reconquista, se utilizó para construir un fortín medieval, desde el que se gozaba de una amplia visualización de toda la cuenca de Salinas, siendo además nexo de unión entre las tierras altas del Vinalopó y las intramontanas de Monóvar y Pinoso, desde las que se accede al altiplano Yecla-Jumilla, o bien a las tierras de Abanilla, Fortuna y Cieza, en el reino de Murcia.

 Es también probable que la primitiva torre islámica no estuviera en este mismo lugar, sino cercano a él, por lo que es posible que hablemos de dos construcciones distintas: una Torre de Salinas de época almohade y un Fortín de Salinas, que aquí nos ocupa, que se podría datar a lo largo del siglo XIV, en relación a los acontecimientos bélicos en los que se vio envuelta la cuenca del Vinalopó. En este caso, ambas fortificaciones han quedado escondidas bajo un mismo topónimo.

Galería fotográfica:






No hay comentarios:

Publicar un comentario